Prevista para septiembre la publicación de mi próxima novela

Posiblemente, en diciembre, habrá otra novedad

sábado, 21 de marzo de 2009

Poesía: No puedes

NO PUEDES

No puedes asir el tiempo.
Ni lo intentes.
El tiempo es una infancia muerta,
y una carta que no fue respondida.

El tiempo es el polvo que se acumula
bajo las camas;
volátil, sólo puedes recogerlo
y arrojarlo a otro lugar.
Quizá a la desmemoria.

Te miras en el espejo,
y me preguntas,
como desde hace años:
¿Estoy bien?

El tiempo es un tósigo
que no entiende de sentimientos;
se introduce en el cuerpo,
lo vilipendia,
difumina y acaba.

Te digo que estás mejor que nunca,
beso tus labios,
y no me importa si hay arrugas en tus sientes,
o tu pelo es ahora cano.

El tiempo puede con muchas cosas
pero, como el polvo,
es tan fútil que no hace daño
porque cae poco a poco.

Todos los derechos©Francisco J. Segovia

3 comentarios:

Yose Álvarez-Mesa dijo...

Buen poema, donde una sutil filosofía se mece en su columpio atemporal.
Besazos, querido dios.
Yose

MiLaGroS dijo...

Precioso Francisco .
Como el polvo es tan fútil que no hace daño porque cae poco a poco.

Un saludo

Francisco José Segovia Ramos dijo...

Gracias por vuestro apoyo. El tiempo, afortunadamente, nunca cae de golpe.

Besos a las dos, Yose y Milagros.